Historia del Encuentro de Novios

El Encuentro de Novios inició en 1974, en Estados Unidos por parejas del Encuentro Matrimonial que preocupados por el gran número de divorcios y separaciones, especialmente entre los matrimonios que se casaban siendo adolescentes, solicitaron un programa para preparar a las parejas de novios, y pensaron que sería buena idea adaptar el Fin de Semana Matrimonial a las necesidades de los novios y obtuvieron autorización del Equipo Eclesial Nacional del Encuentro Matrimonial de Estados Unidos.

En noviembre 1974 se les autorizó para llevar a cabo siete fines de semana piloto en el área de Nueva York. Algunas parejas adaptaron sus charlas del bosquejo del Encuentro Matrimonial, mientras otras parejas y sacerdotes desarrollaron otro bosquejo que paralelamente se puso a prueba en octubre del mismo año.

Como resultado de ambos bosquejos y la retroalimentación de las parejas de novios y las parejas equipo, se fue puliendo para ser lo que hoy conocemos como Fin de Semana del Encuentro de Novios teniendo como prioridad desarrollar técnicas de comunicación para fomentar un conocimiento más profundo entre ellos, concientizarlos de que el matrimonio es un sacramento y una vocación, y así retarlos a analizar sus motivos para sacramentarse. 

Así nació el sueño del Encuentro de Novios, teniendo presencia en más de 50 países como Estados Unidos, Canada, Irlanda, Inglaterra, Escocia, India, Kenia, Colombia, Perú, Guatemala, Argentina y recientemente Cuba , entre muchos otros.


En México fué en el año de 1978 que un Sacerdote y un matrimonio con la ilusión de ayudar a los nuevos matrimonios a salvar sus problemas de comunicación descubrieron este movimiento en Estados Unidos e invitaron a un matrimonio de Puebla y dos matrimonios de Guadalajara a compartir ese sueño. Una de estas parejas vivió el Encuentro de Novios en San Antonio Texas y la otras dos en Los Angeles, California, e inmediatamente se reunieron para adaptar esta experiencia a nuestro país, donde por primera vez se dió un retiro del Encuentro de Novios en febrero de 1979 en Tlanepantla, Estado de México y ese mismo año se dieron los primeros Encuentros de Novios en Toluca, Guadalajara y Puebla.



Hace aproximadamente 30 años, la coordinación del Encuentro Matrimonial en Celaya, empezó a ver la posibilidad de traer esta experiencia a nuestra ciudad. Afortunadamente coincidió con la llegada del Padre Salvador Vallés (Padre Chavita) y de una pareja que había colaborado en el Encuentro de Novios en Toluca, y así se inició con la preparación de las parejas, contando con la aprobación del Sr. Obispo Don Victorino Alvarez Tena, primer Obispo en Celaya. El Primer Fin de Semana en Celaya se dio los días 29, 30 de Noviembre y 1° de Diciembre de 1991.

Actualmente se han dado más de 80 experiencias (entre esquema tradicional y parroquial) con un alcance aproximado de 1600 parejas.

MISIÓN

             El ENCUENTRO DE NOVIOS es un Movimiento Católico que a partir de la experiencia del Fin de Semana, acompaña a las parejas de novios a definir su relación, a preparar su matrimonio por la Iglesia de modo que logren profundizar y vivir responsable y conscientemente su sacramento, para bien del mundo y de la Iglesia, ofreciéndoles el testimonio de parejas sacramentadas, que ofrecen su servicio voluntariamente. Así mismo les brinda la oportunidad de valorar el sacramento del Orden Sacerdotal a través de la presencia y testimonio del sacerdote que participa en el Fin de Semana.


            El ENCUENTRO DE NOVIOS está comprometido a dar seguimiento a los nuevos matrimonios mediante la formación de comunidades, acompañándolos por medio de talleres que hacen referencia a su relación de pareja, a su crecimiento en la Fe y a su vida como sacramento, reforzados por la relación inter-sacramental con los sacerdotes.

            Estas comunidades también están abiertas para todas aquellas parejas que sin haber vivido el Fin de Semana del Encuentro de Novios, muestren su deseo de insertarse en ellas para realizar el estilo de vida que les propone.

VISIÓN

          Es la preparación y acompañamiento a las parejas de novios para que vivan su matrimonio según el Plan de Dios. Dicho acompañamiento incluye los primeros años de su vida conyugal.

1. El ENCUENTRO DE NOVIOS es un Movimiento Católico que ofrece la experiencia de un Fin de Semana, para todas aquellas parejas de novios que deseen tener una preparación pre y post matrimonial para vivir su relación como pareja sacramentada. Las finalidades básicas de esta experiencia son:

a) Que las parejas participantes conozcan y asuman el valor y significado que tiene el sacramento del matrimonio y juntos descubran su misión como pareja.

b) Proporcionar una oportunidad a las parejas de novios para que profundicen honesta y abiertamente en su relación y que comprueben mediante sus diálogos si sus diferencias los complementan o separan, de manera que sobre esa base puedan tomar la mejor decisión para su vida futura, de las siguientes tres opciones que se les presentan en el Fin de Semana: 

- Continuar viviendo su compromiso de noviazgo con responsabilidad y madurez hasta llegar a la fecha de la boda. Y a partir de ahí, su sacramento hasta que la muerte los separe.

- Postergar la fecha de la boda, si consideran que necesitan madurar más en su relación.

- Terminar su noviazgo, como consecuencia de haberse dado cuenta de que no podrían vivir como pareja o que su vocación es otra.


c) Que las parejas que asisten a un Fin de Semana del Encuentro de Novios tomen el compromiso de hacer propios los valores que se les presentan en el Fin de Semana, adopten un nuevo estilo de vida, empiecen a crear conciencia de ser Iglesia y formar parte activa de ella.

2. El objetivo es lograr que en el Fin de Semana, los novios experimenten de una manera viva lo que es la relación, el sacramento del matrimonio y la Iglesia, a través del compartir de las vivencias del equipo (tres parejas y un sacerdote) que da el Fin de Semana y a través de sus propios diálogos.

3. Facilitar que las parejas de novios se concienticen de la riqueza espiritual que les ofrece la Iglesia y la reconciliación con la misma a los que se encuentran alejados de ella.

4. Animarlos a que refuercen los valores aprendidos en el Fin de Semana continuando en comunidades de parejas que luchan por realizar un nuevo estilo de vida dando y recibiendo apoyo, como muestra del amor y preocupación de la Iglesia que los necesita dando testimonio de su sacramento del matrimonio

Los 4 pilares

Para cumplir con su Misión, EL ENCUENTRO DE NOVIOS se apoya en cuatro pilares importantes:

1. El Fin de Semana .

2. Nuestros Equipos, constituidos por parejas y sacerdotes.

3. Estructura, organizando nuestro amor con espíritu de Iglesia.

4. La Comunidad , formada por las parejas y sacerdotes que al terminar la experiencia del Fin de Semana, viven talleres de crecimiento.